Limpiadores base agua

Después de usar el limpiador de base aceite, ya tendrás la piel libre de sebo, protector solar y/o maquillaje. Tras él, es el momento de pasar a los limpiadores a base de agua, los cuales, como indica su nombre, eliminarán todos aquellos restos e impurezas de naturaleza acuosa, como el sudor u otros restos de contaminantes.

Pero, si dispones de poco tiempo, eres perezos@, o no practicas la rutina coreana, este será para ti el primer paso de tu rutina de cuidado facial.

Show Filters

Mostrando los 11 resultados

Mostrando los 11 resultados

¿Qué es un limpiador a base de agua?

El limpiador a base de agua para rostro se diferencia de otros tipos de productos por su base acuosa y porque generan espuma al usarlos. Son los más comunes, así que seguro que alguna vez ya has utilizado uno sin reparar demasiado en sus características.

En la rutina de belleza coreana se utilizan como segundo paso de la doble limpieza facial, después del limpiador facial en aceite. Gracias a su textura jabonosa, ayudan a limpiar los últimos restos de suciedad e impurezas que quedan en la piel. Se retiran muy fácilmente con agua y están disponibles en varios formatos. Encuentra el limpiador facial en gel o en espuma que más te guste en Kokoro Skin.

¿Qué se usa primero, el jabón o el agua micelar?

Si sigues la rutina de doble limpieza coreana has de saber que el primer paso siempre corresponde al uso de un agua micelar o limpiador en aceite. Este tipo de productos son capaces de retirar de forma suave todo tipo de impurezas, protección solar o maquillaje, dejando preparada la piel para el siguiente paso.

Con la piel ya libre de los residuos más pesados, el segundo paso se dedica al uso de un limpiador de base acuosa, en formatos como las pastillas de jabón, geles o foams. De esta manera, se consigue una limpieza mucho más profunda del cutis, adaptada a cada necesidad concreta de la piel. Por supuesto, esta rutina de dos pasos no es obligatoria, pudiendo usar solamente uno de los limpiadores para el cuidado diario del rostro.

¿Cómo se usa un limpiador a base de agua?

El modo de empleo de un limpiador facial a base de agua es simple. En primer lugar, es necesario humedecer la piel de la cara con agua templada. Seguidamente, hay que aplicar una pequeña cantidad del producto sobre la palma de la mano húmeda y masajear el rostro haciendo movimientos circulares para hacer espuma.

Una vez limpio el cutis, toca aclarar con abundante agua templada y secar la piel de la cara para estar list@ para el siguiente paso de la rutina de cosmética coreana. ¿El resultado? Gracias a la enorme calidad de los limpiadores en base acuosa actuales, conseguirás una piel limpia y sin sensación de tirantez o sequedad.

¿Dónde comprar limpiadores faciales a base de agua online?

En Kokoro Skin puedes encontrar todos los productos para hacer la doble limpieza facial más eficaz para tu piel. Tenemos limpiadores en base acuosa enfocados a solucionar diferentes problemas de la piel, así que solo tienes que buscar el que más se adapte a ti.

No tengas miedo de probar nuevos productos. Nuestra piel no está siempre igual ni tiene las mismas necesidades, así que un cambio no tiene por qué ser perjudicial. Si tu piel es seca, escoge por ejemplo un limpiador que contenga ingredientes hidratantes o nutritivos, como el ácido hialurónico o el colágeno.

Si es sensible o con rojeces, puedes buscar alguno que tenga en su fórmula centella asiática, manzanilla o caléndula. Las opciones son múltiples y muy variadas y, en Kokoro Skin, tenemos todo lo que necesitas.